miércoles, 26 de junio de 2013

El hombre invisible


Objetos asociados al individuo 18
Alcanzar la invisibilización total de su crimen fue un objetivo primordial para los asesinos que camparon a sus anchas por el Campo de los Desamparados del cementerio de Castuera. Casi lo consiguen. El paso del tiempo ha alterado de tal modo los restos que resulta muy complicado abordar la posible identificación de las víctimas. Esta circunstancia se agrava en el tramo de la fosa 7.1 que excavamos en 2012. Apenas se han conservado objetos y los restos óseos presentan un pésimo estado de conservación. Es por ello que el mínimo detalle cuenta. Este es el caso del individuo 18, compañero del individuo 21. El estudio antropológico llevado a cabo por Andrea Alonso y Candela Martínez muestra la existencia de fractura perimortem en el cráneo y una patología vertebral. Poco más. Sabemos que era un varón. Entre los escasos objetos asociados destaca la presencia de un saquito de cuero con monedas. El saquito guardaba cinco monedas de 10 céntimos de peseta del Gobierno provisional de 1870, conocidas como "perra gorda" (en circulación hasta 1941). A mayores documentamos también una moneda de 25 céntimos de peseta de 1927, de Alfonso XIII.
 
 
Al lado aparecieron unas gafas, analizadas nuevamente por el óptico y optometrista Víctor J. García Molina. Es una gafa circular de metal con puente de plaqueta, característica de la época. Las monturas presentan una graduación esférica de +4.50 dioptrías –dpt- en ambos ojos. Con descentramiento de su eje óptico y con respecto el centro Boxing de la gafa hacia nasal.
Estos factores –principalmente el descentramiento hacia nasal, típico de las gafas para uso en cerca- nos hacen inferir que la montura fuese prescrita como una gafa para visión próxima lo cual y siguiendo la tabla de acomodación según edad nos hace suponer que el paciente o bien rondaba los 60-65 años, con una graduación presumible para lejos de entre +1.50/+2.00 –dpt-y para cerca la reflejada arriba, o bien era un hipermétrope de graduación variable para lejos que tenía dos pares de gafas; una para cerca, que sería la encontrada y otra más para lejos, que no portaba en el momento de ser detenido y posteriormente fusilado. Lo cual nos pondría en una horquilla de edad superior a 45 años y diferentes posibilidades de graduación para lejos y cerca.
Cabe también la posibilidad de que esta gafa fuese una montura únicamente para visión de lejos, pero nos encontraríamos, si las medidas de montaje fueron realizadas de manera adecuada con un sujeto con una distancia interpupilar reducida y atípica para la media antropométrica española. El valor de su graduación serían igualmente las citadas+4.50  -dpt-esféricas. Y la edad del sujeto difícil de valorar. Las lentes graduadas son vidrios minerales planoparalelos con índice de refracción 1.5/1.53.
 Gafas y saquito de cuero asociados al individuo 18
 
Posted by Víctor J. García, Yolanda Porto y Xurxo Ayán.