viernes, 1 de abril de 2016

Historia de una estela alemana o la Guerra Relámpago nació en Urbina (I)

Estela funeraria de la Legión Cóndor en Urbina, Araba.

En 2016 celebramos el 80 aniversario del comienzo de la Guerra Civil. Se trató de un conflicto que, como sabemos bien, tuvo un impacto internacional indiscutible, por mucho que el Comité de No Intervención intentase “contener” el conflicto. Hoy en día, en esta Europa premiada con el Nobel de la Paz, parece que seguimos con esa mentalidad del “cordón sanitario” que trata de aislar el conflicto de Oriente Medio. Pero hechos como los recientes atentados en Bruselas nos recuerdan que en un mundo globalizado y complejo como el nuestro, los problemas no se pueden acumular bajo la alfombra. Las vallas no nos servirán hoy, de la misma forma que no sirvieron para nada en el caótico contexto pre-1939. De Argèles-sur-Mer a Lesbos. 80 años, miles de refugiados, cero lecciones aprendidas.

Detalle del campo epigráfico de la estela funeraria.


Esa dimensión internacional de los conflictos modernos es algo especialmente aprehensible a través de la Arqueología. En las posiciones italianas de Etiopía (González Ruibal et al. 2010), en el desierto de Atacama (Prieto y Ayán 2014) o en los frentes de la Guerra Civil en España, encontramos una materialidad que nos habla de intercambios internacionales, flujos comerciales complejos y conexiones de gran escala. En la estepa belchitana, por ejemplo, conviven municiones de origen checo, alemán, ruso y catalán. Y es que, la Arqueología del Pasado Contemporáneo nos enfrenta a la materialidad que nos rodea y hace que la veamos de una forma “nueva”, o al menos “renovada”, poniendo el foco sobre las relaciones espacio/tiempo/materia. 
Y así es como, en una aldea del norte de Araba/Álava, en Urbina, encontramos un gran ejemplo de esta materialidad “internacional” que nos habla muy bien de un pasado complejo e interconectado. Estamos hablando de una estela funeraria que conmemora la muerte de tres artilleros alemanes de la Legión Cóndor. Se trata de un bloque cuadrado de 1x09 m, con una inscripción con caligrafía gótica un poco deteriorada que reza:
“(--)eie(--) kampf um ein(--)
Emil Creutz
28.6.1914 ZU HÜFFLER-PFA
+ 4.4.1937 IM LAZ. VITORIA
Johann Fischer
4.11.1914 ZU HANDZELL-OBB
+ 20.4.1937 IM LAZ. VITORIA
Karl Rettenmaier
5.7.1910 ZU HÜTTLINGEN
[+] 2.4.1937 IM LAZ. VITO[RIA]”

Se sitúa en la entrada norte del pueblo, en la vieja carretera que unía las principales capitales vascas: Bilbao, Durango, San Sebastián, Bergara, Vitoria, etc. En medio de una encrucijada. Y es éste carácter de cruce de vías el que precisamente explica la microhistoria de este misterioso vestigio arqueológico.

Localización geográfica de la estela de Urbina.

Una investigación muy de “andar por casa” ha sido suficiente para poner el foco sobre un elemento (¿patrimonial?) que puede suscitar un interesante debate. Pero, ante todo, ¿por qué está esa estela ahí? ¿Quiénes son los alemanes mencionados? ¿Cuál es el trasfondo de todo esto?

Fotografía aérea de 1946 con la localización de la estela.


Post by Josu Santamarina Otaola 
(Alumno del Máster en Gestión del Paisaje: Patrimonio, Territorio y Ciudad, EHU-UPV).






3 comentarios:

Eusebio oria domínguez dijo...

Interesante post. Curiosamente, la pintada que afea la estela, representa la cruz céltica que se usa como símbolo de la supremacía blanca, si no me equivoco. Algo que induce más, si cabe, a la reflexión. Un saludo.

Eusebio oria domínguez dijo...

Interesante post. Curiosamente, la pintada que afea la estela, representa la cruz céltica que se usa como símbolo de la supremacía blanca, si no me equivoco. Algo que induce más, si cabe, a la reflexión. Un saludo.

Don Pero dijo...

Discreo en que sea la cruz céltica...por otro lado, parece que fue rota después de haber sido pintarrajeada.

http://gaceta.es/sites/default/files/styles/668x300/public/eta-matalos-web.png